Cata con el genial pastelero Manolo...

Manolo es el creador de los "manolitos" unos mini cruasanes que se han merecido un nombre propio por lo buenos que están! En Fleur Du Vie apostamos por recetas 100% vegetarianas y sin gluten, y desde luego que es un reto. Estamos experimentando las posibilidades de nuestro preparado panificable M.Y.O Pan&Más, en el mil hojas también. ¡Ya os contaremos! Por el momento nuestro polivalente Chef, se ha atrevido con una mini cake de chocolate y... ¡¡Unos Donut!!
¡Sorprender a "Wonder Manolo" con estos postres Vegan y SIN gluten, ha sido nuestra mayor recompensa!

¿Fleur Du Vie Intelligent Food?

Es una idea, un sueño, es experimentación, es imaginación, es necesidad, es una filosofía, es alegría, es interés por el bienestar. En definitiva, es puro amor.
Nace por una necesidad, por un renacimiento ético hacia la vida, por una rebeldía contra el sistema, por tomar el control y romper con las ataduras comerciales. Nace en un momento de conciencia y de valor.  Nace como todas las grandes ideas, desde la urgencia en cambiar el statu quo.
En Fleur Du Vie, somos familia… ¡Una súper familia apasionada por las recetas vegetarianas! Confiamos los unos en los otros, creemos en la genialidad de las cosas sencillas, sin maquillaje, pero con sanos valores intrínsecos. Nos importa la salud y nos importa la gente. En un mundo donde el individualismo es una prioridad, queremos volver a sentir la unidad que sólo un interés común puede otorgarnos: sentirnos parte de un todo.
Voy a ponerme seria y a much@s no le gustará lo que sigue, pero es la verdad, y sólo la verdad puede hacernos libres…
La mayoría de empresas de la industria alimentaria, llevan años alejadas de su objetivo inicial, marcando un rumbo catastrófico y egoísta hacia el beneficio económico. Se han olvidado que alimentar es una enorme responsabilidad hacia los consumidores, que han pasado de ser los beneficiarios, a convertirse en el objetivo monetario de la difusión masiva de productos adictivos. La maquinaria funciona por el soporte de una publicidad cada vez más atractiva e hipnótica, cuyo resultado se hace evidente en los estantes de supermercados y puntos de venta, repletos de productos llenos de pesticidas, grasas, azúcares, aditivos, colorantes y saborizantes, escaparates convertidos en deseos inconscientes de clientes crédulos, con pocas inquietudes y que no leen las etiquetas. Lo irónico de todo esto, es que si tuviéramos un poco de sentido crítico, nos preocuparíamos de saber que hay dentro de las bolsas y preciosos envases que nos venden. Antes de comprar compulsivamente, hechizados por astutas campañas publicitarias que invierten millones para convencernos de la excelencia de productos pobres y de dudosa calidad nutricional, leeríamos la composición. Los escaparates, cuya ubicación es estudiada minuciosamente por neurocientíficos, sociólogos y expertos en marketing, son diseñados y dispuestos inteligentemente para que nos llevemos decenas de productos que no necesitamos.

Fleur Du Vie Intelligent Food.

En esta orgía ordenada y cautivadora, podemos encontrar una infinidad de géneros: cremas y fluidos que aseguran regresiones celulares milagrosas, jurándonos eterna juventud, yogures que nos devuelven la solidez ósea de los veinte años perdidos, embutidos que nos prometen convertirnos en octogenarios llenos de vigor, dulces que nos convierten en sexis y libidinosas amas de casa, bollería que hará de nuestros hijos unos superhéroes, más inteligentes y más felices, bebidas mortíferas que nos dan alas, refrescos que al beberlos, nos llenamos de amor, compasión y amistad, o leches tan vitales y necesarias, que no tomarlas, es estar con un pie en la fosa antes de tiempo. Juegan con nuestros miedos, con nuestras debilidades y aprovechan nuestra apatía, para manipular nuestros deseos. La publicidad nos adiestra para convertirnos en autómatas felices de consumir el ideal que nos venden, vaciando nuestros bolsillos y llenando nuestros cuerpos de comida que no nos alimenta, que nos envenena y que nos hace adictos. Es tiempo de consumismo desenfrenado, donde la imagen vale más que el contenido, un tiempo de títeres adormilados en mano de titiriteros sin escrúpulos y ávidos de poder y fortuna. Lo absurdo de todo esto es que el consumidor tiene poder, el poder de cambiar el rumbo del mercado, exigiendo claridad, productos sanos y saludables, ética y compromiso de las grandes industrias para que produzcan alimentos de calidad, que inviertan en materias primas saludables, ecológicas y sostenibles, que renuncien a los conservantes y aditivos, y a pesar de ganar menos, sean más benévolos con nuestra salud, pero el consumidor, o sea tú, no se ha dado cuenta. En España, crece cada día el número de consumidores que han empezado a despertar, pero todavía no es suficiente para cambiar radicalmente las cosas, aunque es una ola que no parará de crecer y de exigir, con sus elecciones de mercado, lealtad y compromiso a la industria alimentaria. Han nacido miles de páginas de alimentación saludable en todo el mundo, ofreciendo deliciosas y sanas alternativas libres de químicos. Decenas de miles de blogs repletos de recetas sanas y nutritivas que se alejan de los venenos de este tiempo: proteínas y grasas animales, azúcares y harinas refinadas, gluten y vegetales llenos de pesticidas y agrotóxicos.
¿Por qué Intelligent Food?
En Fleur Du Vie, sentimos un fuerte compromiso con la salud, porque para nosotros la alimentación es la base de una vida sana y feliz. Lo decía Hipócrates “Haz de la comida, tu medicina”. Este es nuestro lema, y la base de la filosofía empresarial de Fleur Du Vie, dirigida a la creación de productos que alimentan, que enriquecen, favorecen y preservan la salud. Por eso, entre otras cosas, se definen alimentos saludables, porque las materias primas que los componen, son:
  • Nutritivas
  • Llenas de minerales alcalinos, omegas y vitaminas
  • Digestivas
  • Con prebióticos
  • Saciantes (perfecta para dietas adelgazantes)
  • 0% colesterol y bajo índice glucémico
  • 100% Plant Based
  • 0% gluten
  • 0% soja
  • 0% lácteos
  • Sin OMG
  • Aptas para vegetarianos, veganos, intolerantes a la soja, y celíacos
Además, son altas en proteínas con un recuento de aminoácidos súper eficiente y bajísimas en ácido. Nos interesa ofrecer productos de excelente calidad, y ganar lo justo. Fleur du Vie quiere ser un referente del buen hacer y de la ética comercial, porque respetamos nuestra salud y la ajena, nuestro tiempo y el ajeno, nuestra dignidad y la ajena. Para Fleur du Vie los clientes son amigos a los que cuidar y proteger, porque el amor se demuestra día a día, con dedicación, compromiso y lealtad. Nuestra empresa es un laboratorio de ideas comestibles, nutricionalmente eficaces, de excelente calidad y cuyo sabor es deliciosamente genuino. Trabajamos con amor y alegría, porque somos un equipo feliz de haber encontrado nuestra misión en la vida: Tu bienestar.
Nos importa tu salud, nos importas tú. Síguenos @FleurduvieFood Dános un FB like Fleur Du Vie